Concejal Rubén Díaz reitera que no renunciará ni cederá a presiones

0
95

NUEVA YORK.- El concejal y reverendo Rubén Díaz dijo que no renunciará a su cargo porque fue elegido por el voto popular y advirtió a sus detractores que “ahora es que falta mambo”.

Asimismo, reiteró que la comunidad homosexual controla el Concejo Municipal de Nueva York y que “una muestra de eso es que decidieron desmantelar el Comité de Taxis y Autos Rentados que yo presidía, porque se sintieron ofendidos por un comentario que hice en el programa ‘El Desahogo’. Y si eso no es control, no sé cómo puede llamarse”.

“Pero les advierto que va a haber Rubén Díaz para mucho rato. Aunque la presión es fuerte, el abuso es intolerable, el ostracismo es insoportable, como Pablo, el apóstol, dijo en la Biblia, ‘aunque quisiera irme, por amor a ustedes, a mi gente, voy a quedarme”, afirmó el religioso de origen puertorriqueño y uno de los políticos más influyentes entre los hispanos de la Gran Manzana.

Ante cientos de personas que acudieron a su oficina para manifestarle respaldo y que no paraban de gritar “Rubén no está solo” y “Rubén no se va”, el líder de El Bronx manifestó que no se disculpará porque “lo que dije es que la comunidad gay tiene poder, y es así. Déjenme ese poder a mí. Eso a mí no me avergüenza”.

En ese sentido, negó que sea un hombre homofóbico. “Tengo muchos amigos de la comunidad LGBT, mi nieta Érika Díaz y mi sobrino, que viajó desde Houston para acompañarme en este día, son miembros de esa comunidad. Entonces, cómo podría ser homofóbico?”

“Yo no rechazo a nadie. No odio a la comunidad LGBT, por qué me castigan si lo que yo he hecho es ayudar a la comunidad?”, cuestionó.

Criticó al Concejo Municipal por haber eliminado el Comité de Taxis por un comentario que ellos entendieron ofensivo. “Pero en todo este asunto el ofendido soy yo, el acosado soy yo”, afirmó.

“Si el propio presidente del Concejo, Corey Johnson, dijo que ese comité había trabajado perfectamente, por qué destruirlo, castigando y afectando a miles de taxistas. Si soy yo la causa de su dolor, por qué no quitarme a mí y dejar el comité y dárselo a otro”, dijo.

Díaz también calificó de hipócritas a varios oficiales electos que “me buscaron cuando querían ascender o ganar una posición, incluyendo al propio Corey Johnson, quien me visitó dos veces al hospital cuando me operaron de la columna vertebral. Lo hizo porque quería que yo lo apoyara cuando aspiraba a la vocería del Concejo. Eso mismo han hecho otros que hoy me han dejado solo. “Dónde están mis amigos, dónde están mis amigos hoy que los necesito?”, preguntó.

“Yo soy bueno cuando necesitan mi respaldo, cuando necesitan mi ayuda y mis camiones de campaña política para tocar puertas, pero dónde está esa gente cuando estoy en el piso?”, exclamó Díaz, quien finalizó su discurso con un llamado a que “el 26 de febrero voten por el concejal Ydanis Rodríguez para Defensor del Pueblo”.

En la actividad, que fue conducida por George Alvarez,  presidente de la Comunidad Unida de El Bronx (CUB), hablaron también Héctor Leonardo Germán (Juan tu tu), presidente de la Comunidad de Conductores de Taxis de Nueva York; Pedro Joaquín Aguiar, presidente de la Coalición de Taxistas de Nueva York, y los activistas Julín Martínez, Mario Peña y Antonio Cabrera, entro otros.

El evento contó, además, con la asistencia de varios pastores evangélicos y activistas de las comunidades musulmana, bangladesh, coreana y otras étnias.