Hay tanto por escribir

Tantas musas dormidas
Tantos versos hablando
Gente que son poesías
Gestos, miradas tristes estudiantes con sueños cercanos, lejanos

Acciones que producen prosas únicas, dolientes
y mágicas

Yo descubriendo tantos sentires por las calles de Borinquen
Patria que nos acoge sin preguntarnos ¿A qué vienen?

Camino buscando letras para tejer lo percibido
Estaban guardadas en hojas sueltas

Encuentro poemas sin rimas, doy forma y son tan triste

Inmigrantes mis musas  continúas se abrazaron en el tren urbano

Llevan su patria en el medio del pecho
Escucharon el himno nacional, sus pieles erizadas

Sus nostalgias duelen
Cada instante en el suelo ajeno huele a poema
Duele la patria
Cuando se está lejos.

Dominga Valdez
San Juan Puerto Rico.