Indignación por cobro de 80 Euros por la cédula

0
100

Por Olga Capellán.-

VALENCIA, España.- La Junta Central Electoral dominicana recientemente anunció los nuevos precios que regirán en los cobros de las diversas documentaciones que expedirá a los ciudadanos de su país que así lo ameriten, incluyendo la Cédula de Identificación personal y de votación electoral que tendrá un costo de 80 Euros, en aquellos lugares donde se expida ese documento, fuera de la demarcación donde no existan oficinas de la OCLEE.

Esta situación ha indignado al Colectivo Dominicano residente en Europa, porque entiende, se le ha abandonado a la suerte, es por ello que muchos dominicanos han salido en defensa de sus conciudadanos, como ha sido el caso del Sr. Becker Márquez Bautista, un dirigente político y social de la comunidad Valenciana y de Albacete.

Márquez Bautista, califico dicha medida de la JCE como abusiva, hablando en nombre de los dominicanos residentes en Albacete, Murcia, Alicante y Valencia, donde no existe ninguna oficina que represente el organismo estatal, por entender que 80 Euros, ningún dominicano podrá pagarlo, y lo consideró como un hecho bochornoso, ya que el mismo pone en peligro el derecho al voto de cada uno de ellos.

Becker Márquez Bautista hizo un llamado al Congreso Nacional, y muy en especial a los diputados por Europa, Marcos Cross y Annie Báez Santana, así como también a los jueces del Tribunal superior Electoral para que medien por ante la junta, para que estos busquen en conjunto una favorable solución.

El destacado dirigente social puso como ejemplo la distancia entre Albacete y Valencia donde se tienen que trasladar unos 200 Km cada dominicano para sacar su documento de identificación personal, pagando 80 Euros del costo del mismo más unos 50 Euros de transporte y otros gastos adicionales, en la situación de crisis por la que atraviesa España actualmente, y que afecta grandemente los inmigrantes extranjeros, pensar así, para un dominicano sería imposible.

El dirigente comunal hizo un llamado a la unidad, a todos los partidos de incidencia dominicana que hacen vida política en Europa, para que juntos busquen una razonable solución.