Chile y República Dominicana intercambian experiencias en conversatorio sobre migración y desarrollo local

0
269

El evento realizado en La Vega y Santo Domingo es una iniciativa del Instituto Nacional de Migración de República Dominicana (INM RD), con el apoyo del Fondo de la OIM para el Desarrollo y la colaboración de la Federación Dominicana de Municipios (FEDOMU).

Contó con la participación de autoridades municipales chilenas y dominicanas, instituciones de Estado y organizaciones de la sociedad civil.

 

República Dominicana, abril 2018.- En el marco del programa Los Migrantes y las Ciudades que la oficina en Chile de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) implementa desde 2014, se realiza por primera vez en República Dominicana un diálogo para el intercambio de experiencias entre ambos países sobre el tema migratorio y su alcance en el desarrollo local.

El intercambio entre Gobiernos locales de Chile y República Dominicana tiene el propósito de socializar las buenas prácticas que se han desarrollado en el contexto municipal chileno para lograr la implementación de estrategias y mecanismos que orienten la integración de los procesos migratorios y del migrante en las políticas públicas locales. Por otra parte, los Gobiernos locales de República Dominicana ven este encuentro como un importante espacio para dialogar y dirigir la atención hacia los cuestionamientos y desafíos que enfrentan a nivel nacional en torno a las maneras de asegurar la participación de las personas migrantes en la vida de la ciudad, de forma que se respeten el acceso y goce de sus derechos humanos y se conozcan sus obligaciones.

La Dra. Florinda Rojas, directora ejecutiva del INM RD, dio la bienvenida a los alcaldes de ambos países y ponderó la importancia de un intercambio de ese tipo que visualiza el fenómeno migratorio en el contexto local y da la posibilidad de conocer las iniciativas que los alcaldes chilenos han puesto en marcha en sus municipios. Apuntó que el fenómeno migratorio es un tema que tiene múltiples dimensiones y que “este encuentro permite presentar la dinámica de dicho fenómeno en nuestros países, que es diferente porque tenemos legislaciones diferentes y condiciones diferentes”. Subrayó que la reunión “nos permitirá enfocarnos en el rol que deben desempeñar las autoridades locales que en el día a día atienden a los inmigrantes y a los nacionales retornados, y advirtió que “es importante que las autoridades locales conozcan los derechos y obligaciones de los migrantes”.

El evento tuvo como panelistas chilenos invitados a los funcionarios Rodrigo Delgado, vicepresidente de la Asociación Chilena de Municipalidades (AChM) y alcalde de Estación Central; Gonzalo Durán, alcalde de Independencia, y Álvaro Ortiz, alcalde de Concepción, quienes expusieron sus experiencias en la gestión migratoria en sus municipalidades, así como la inclusión de las personas migrantes en los sistemas de salud y educación e integración social.

Alvaro Ortiz agradeció a las autoridades dominicanas en nombre del presidente de la Asociación Chilena de Municipalidades, Felipe Delpin. Expresó que “compartimos la inquietud de los desafíos que representan los procesos migratorios en nuestros espacios, y este encuentro nos permite trasmitir la experiencia de lo que hacen los Gobiernos locales chilenos en un tema tan urgente como moralmente apremiante.

Por su parte, Gonzalo Durán mencionó que en su localidad se creó la Oficina Municipal para las Migraciones con el objetivo de identificar los principales problemas de la población migrante, capacitar a las autoridades en este tema y generar políticas públicas migratorias, que es la manera más expedita de garantizar que toda la municipalidad atienda a esta población de la misma forma. Se refirió al enfoque de derechos humanos, de no intimidación, de interculturalidad que prima en la relación con las personas migrantes. “Nos declaramos municipio intercultural, que es una enorme oportunidad de desarrollo, para que sea un mejor lugar para vivir sus habitantes”. Precisó que cuentan con un modelo educativo intercultural y que la diversidad en el aula es una oportunidad de aprendizaje y de crecimiento. Pero aclaró que el tema de vivienda es el más complejo. “Se ha creado un programa de fiscalización de viviendas para ver las condiciones y políticas de regularización para que puedan ir insertándose en condiciones distintas. Nos interesa que los migrantes participen activamente en la vida sociales de Independencia, queremos que se integren en las organizaciones de la comunidad, aunque tengan sus propias organizaciones”.

Rodrigo Delgado considera que la migración y la diversidad son oportunidades. “Inevitablemente tengo que pensar en mis familiares que fueron migrantes en su momento y no podemos olvidar nuestro origen. Los Estados se deben hacer cargo y generar las condiciones para que sea un proceso ordenado. En Chile el Estado falló en eso. La ley migratoria no tiene mucho que ver con la actualidad del país. Nosotros no tenemos la situación migratoria resuelta. Hay una dimensión humana y una dimensión de responsabilidad política. Se ha politizado el problema migratorio, que debe atenderse a nivel país y con una visión a largo plazo. 105 mil haitianos entraron a Chile en 2017. Los haitianos son los más precarizados. 150 mil dominicanos han llegado en una década. 14 nacionalidades en nuestros colegios. Hay algunas comunas colapsadas porque los migrantes tienen prioridad en el acceso a los colegios en la educación preescolar. Todavía el chileno siente que el migrante le está quitando un cupo. Y las relaciones entre cada tipo de migrante y el chileno es distinta y también entre ellos mismos. La ética, la religión, la cultura son muy distintas”.

En representación de República Dominicana en el conversatorio realizado en La Vega intervino Antonio Vargas (Tony), alcalde de Sabana Iglesia, quien expuso la participación de la diáspora en el desarrollo de su comunidad a través de diversas agrupaciones creadas en los Estados Unidos, país al que ha emigrado la mayor parte de la población de esta localidad. Se han realizado labores muy especiales en Sabana Iglesia en cuanto a la construcción de viviendas, barrios para gente pobre, centros deportivos, hogares de ancianos, etc. “En nuestro país el tema migratorio está centralizado a nivel de Gobierno, cuando los que estamos accionando en el territorio somos los alcaldes, y tiene que haber un cambio en ese sentido en el tema de los servicios, en el tema de la seguridad. Cada municipio debe tener un registro de los extranjeros que habitan en el territorio para darles seguimiento, sacar provecho del intercambio cultural, de la misma forma que los colegas chilenos han dicho que ellos están avanzando en sus municipalidades. La migración debe verse bajo un marco de normas que hay que respetar”.

En este sentido, Alfredo Martínez, vicepresidente de la Federación Dominicana de Municipios (FEDOMU) y alcalde de Santo Domingo Este, señaló durante la segunda parte del evento desarrollado en Santo Domingo que “la migración está presente en nuestros municipios, imponiéndonos importantes retos para el desarrollo local a la vez que abre oportunidades como las planteadas en este intercambio que permiten impulsar iniciativas para mejorar la calidad de vida de las familias y las comunidades”. Además, agradeció al INM RD y a la OIM “por poner la mirada de este fenómeno a nivel local y brindarnos estrategias para fortalecer la gobernanza local en la gestión de las migraciones”. Asimismo, Radhamés Castro, alcalde de Boca Chica y Kelvin Cruz, alcalde de La Vega, dieron la bienvenida a sus homólogos chilenos y aplaudió la iniciativa de todas las instituciones involucradas.

Jorge Baca, jefe de misión de la OIM en República Dominicana expresó: “estamos ante una nueva gobernanza migratoria, e incorporar a los Gobiernos locales es el próximo desafío. Este intercambio nos permite conocer las buenas prácticas desarrolladas en el contexto municipal chileno. Por otro lado, hemos visto que un cambio fundamental de la inmigración hacia la República Dominicana es su carácter urbano. Por ello la importancia de crear espacios para dialogar y dirigir la atención hacia los desafíos que enfrentan los Gobiernos locales frente a la emigración de sus munícipes, el vínculo con la diáspora y la llegada de inmigrantes y su participación en el desarrollo local”.

El evento, iniciativa del Instituto Nacional de Migración de República Dominicana (INM RD), con el apoyo del Fondo de la OIM para el Desarrollo y la colaboración de la Federación Dominicana de Municipios (FEDOMU), fue realizado los días 3 y 4 de abril en las provincias La Vega y Santo Domingo, y contó con la participación de autoridades municipales chilenas y dominicanas, instituciones de Estado y organizaciones de la sociedad civil.