Domínguez Brito dice DPCA podría ser una procuraduría especializada

Francisco Dominguez BritoSANTO DOMINGO, RD.- El Procurador General de la República, doctor Francisco Domínguez Brito, reveló que los decretos 322-97 que crean la Dirección Nacional de Persecución de la Corrupción Administrativa (DPCA) y el 223-09 que designa al director de la entidad fueron derogados, por lo que la misma pasa ahora a ser una procuraduría especializada. Entrevistado por el periodista Federico Méndez, en el programa Esferas de Poder, que se transmite los domingos de 5:00 a 6:00 de la tarde, por Santo Domingo TV, informó que esos decretos no existen y que está reformulando todos los mecanismos de investigación y reorientando todo el sistema.

“Hay una ley que establece las procuradurías especializadas, ya esa ley ha derogado la ley anterior y ha derogado cualquier decreto que en ese sentido se haya emitido”, aclaró.

Anunció que esto lo que quiere decir es que unidades que antes hayan funcionado como departamentos, como el de Persecución de la Corrupción, Lavado de Activos y el de Trata y Tráfico de Personas, y el caso de la Procuraduría de Medio Ambiente que está en discusión, pasarían a denominarse procuradurías especializadas de investigación.

Subrayó que esa es la nueva denominación que le da la ley Orgánica del Ministerio Público y el nuevo Estatuto, promulgado hace alrededor de un año y que está en la jornada de implementación.

Declaró que en términos normativos los resultados se comenzarán a ver probablemente este mes y en los hechos empiezan a verse en diferentes áreas, como las que tienen que ver con la corrupción y de persecución de lavado de activos.

Manifestó que el Ministerio Público será firme en todos los casos de presuntos actos de corrupción que lleva a cabo actualmente, con el propósito de que no prevalezca ningún régimen de impunidad.

“He dicho que nadie tiene derecho de quitarle ese dinero al pueblo, que lo necesita para tener mejores hospitales, para mejores escuelas, para mejorar la seguridad ciudadana, que a nuestros hijos no le roben, no le atraquen”, subrayó.

Indicó que el funcionario que se lleva RD$1,000 o RD$2,000 millones para su casa, a los fines de vivir en lujos y placeres a costa del dolor y el esfuerzo de la gente, constituye un crimen.

El funcionario afirmó que la impunidad estimula la comisión de actos de corrupción. “El que ve que el otro coge y no pasa nada, coge, el que ve que el otro vende drogas y no pasa nada, vende drogas, el que ve que se puede robar prendas a la muchacha que sale de la Universidad, y le arranca la cadena y no pasa nada, coge”, argumentó.

Domínguez Brito considera que debe haber un régimen de sanción y un mínimo de temor en la sociedad de que la ley tiene garras, uñas y dientes que muerden, lo que se traduce en que si la violentas te imponen una sanción.

La impunidad de 67%

El Procurador afirmó que en estos momentos el Ministerio Público concentrará la mayor de sus energías en el proceso de identificación de culpables, sobre todo en áreas como el microtráfico y en la de homicidio, donde aseguró hay grandes tasas de impunidad.

Expuso que hay una media de un 67% de tasas de impunidad en asesinatos y el sicariato, que son crímenes planificados, situación que califica como bastante crítica en este momento.

“Tenemos que mejorar la investigación, hay niveles de impunidad muy altos, no solamente en los casos cuando se presentan cargos y pudiera haber algún tipo, digamos, de debilidad en la acusación”, dijo.

Consideró que el que mata a una persona, en un problema por drogas, puede tener la tendencia de matar a otro, porque pierde el respeto a la vida.

“Cuando hay impunidad, en materia de homicidios, hay una tendencia a que no podamos disminuir esa tasa homicidios, en los casos que están ligados a la delincuencia, estoy hablando de un 20% en todos los casos de homicidios”, enfatizó.

Comentó que hay que entender que la mayoría de los homicidios en el país no están ligados a hechos delictivos, sino a discusiones en centros de diversión y problemas intrafamiliares.

Explicó que para eso el Ministerio Público se lanza a un nuevo proceso, como son la habilitación de un nuevo sistema informático que sustituirá todo el sistema de investigación tecnológica existente, el cual tiene casi siete años de vigencia y requiere de una reformulación.

Observó que la persecución es el segundo eje que procura trabajar, después del fortalecimiento del Ministerio Público, porque quiere mayor efectividad en las acciones en contra del narcotráfico, microtráfico, delitos contra las personas, la propiedad, homicidios y porte ilegal de armas.

Restricción al porte de armas

Domínguez Brito respalda que sea restringido el porte de armas de fuego a los fines de que solo haya permiso para la tenencia y advirtió que el negocio de las armas hay que trabajarlo.

“¿Cómo llegan las armas? ¿Cómo viene el contrabando de las armas? ¿Qué está sucediendo que mucha gente tiene armas de guerra?”, fueron las preguntas formuladas, para luego manifestar que hay que comenzar a analizar una tradición que lamentablemente es funesta en la República Dominicana.

“Que es aquella donde los cuerpos armados, militares y policiales, le entregan armas a políticos o a empresarios. Eso es un problema porque son muchas veces políticos y empresarios que ni siquiera tienen la capacidad para tener armas, además de que es totalmente ilegal”, adujo.

Domínguez Brito deploró que fondos públicos se destinen a la compra armas que luego se les dan a particulares, cuando las mismas son para proteger a la ciudadanía.

Especificó que a veces hay militares que no tienen, pero civiles cuentan con armas que compraron las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional, “cuando deberían tenerla los policías que son los llamados a proteger la ciudadanía”.

El funcionario advirtió que no se puede permitir que personas acudan armadas a sitios públicos. “Yo soy partidario de que el porte tenga una serie de restricciones para todo aquel que no se encuentre en una situación de riesgo o de peligro”, recalcó.

Sostuvo que hay que eliminar la cultura de que el arma se va convirtiendo en un estatus y una característica que da poder, prestigio y cuando eso se va impregnando esa creencia se observa en los resultados actuales.

“El que tiene un arma de fuego tiene más posibilidades de que lo maten o que vaya preso, que el que no tiene un arma, estadísticamente”, precisó.

La pureza de las drogas

El Procurador General de la República informó que próximamente será presentado un estudio sobre la pureza de la droga que se consume en República Dominicana.

“No es lo mismo la droga que llega desde Colombia, la cocaína sobre todo, o la droga o cocaína que llega desde Suramérica o cualquier otro país, ya sea Venezuela, ya sea Bolivia, cuando viene a las costas, que ya de por sí pudiera tener unos niveles de impureza, pero más o menos conocido por todo el que trafica”, agregó.

Domínguez Brito dijo que las drogas que se venden en las calles del país tienen otros niveles, donde hay muchas mezclas.

“Son datos interesantes que vamos a conocer de lo que aquí sucede”, proclamó.

Estimó que el gran problema del microtráfico no solamente es el problema causado por las drogas, sino también lo que va generando en los barrios.

Aseguró que va generando toda una situación de corrupción y de parámetros con relación a los antivalores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *