Asesinan estudiante dominicano de una puñalada en el pecho

0
7

NUEVA YORK._ El estudiante universitario dominicano Hansel Arias de 22 años de edad y quien trabajaba en una pizzería, fue asesinado de una puñalada en el pecho y cayó mortalmente herido frente a un restaurante McDonald en la avenida Claremont, donde la policía encontró el cuerpo. Arias, quien cursaba la carrera de administración de empresas en el Hostos Community College entraría a su segundo semestre en septiembre. en la universidad, fue acuchillado en la esquina de la avenida Webster y la calle 173 Este y allí, los oficiales que acudieron a la escena, lo hallaron desangrándose  y lo transportaron al hospital Lincoln de la Tercera Avenida.

Fue ingresado en la emergencia del hospital Lincoln donde fue declarado muerto a su llegada por lo que al parecer, expiró en el trayecto, dijeron las autoridades.

Era empleado de la pizzería “Litte Italy” de la calle 34 y Quinta Avenida en Penn Station, con cuyo trabajo costeaba sus estudios y ayudaba en parte a su madre. Era católico y un devoto lector de la Biblia, dijo Lisa Arias, una hermana de la víctima.

Ella añadió que su hermano no bebía, no fumaba y no se le conocía problemas con nadie. Pero la policía dijo en el parte que la víctima  estaba  en libertad condicional por robo, la policía dijo, y tenía arrestos previos por asalto y conducta desordenada.

Fue asesinado después de llegar del trabajo a su casa el sábado a eso de las 11:00 de la noche, se bañó y llenó varios formularios para entrar al próximo semestre en el Bronx Community College donde estudiaba administración de empresas.

Lisa relató que era un joven muy contento, feliz, afable y amigable con todo el mundo y le gustaba el baile. “El tenía la esperanza de abrir su propio restaurante y me dijo que quería que su nombre fuera conocido”, agregó.

Hansel llamó a su novia Erica Ortiz antes de ser asesinado con la que acordó reunirse y de la que estaba muy enamorado. Cuando iba en el camino a ver a la novia, se detuvo en el McDonald para conversar con algunos amigos que estaban allí.

Minutos después, la novia recibió una llamada en la que le informaban que su novio había sido apuñalado.

Uno de los médicos que recibió el cuerpo dijo a los familiares que el estudiante dominicano sufrió una hemorragia externa por lo que perdió mucha sangre.

Se le practicó una transfusión con la sangre de un hermano, su corazón comenzó a latir de nuevo, pero quedó inconsciente y el cerebro no le respondió. “Estaba clínicamente muerto”, explicó Lisa.

Ella maldijo al asesino y le advirtió que será Dios quien tomará venganza por la muerte de su hermano.

Al cierre de esta crónica la policía no había arrestado a nadie en relación al homicidio.

Autor: Miguel Cruz Tejada