Descansa en paz Rafael Corporán de los Santos

0
38

Un Adiós para Corporán

Fuente: Listin Diario

Angel Luis, el pequeño tesoro de Rafael Corporán de los Santos, no paró de llorar. Y con él sus otros hijos, familiares, amigos… El pueblo dominicano derramó lágrimas y pesares cuando vio por el canal 9 de Color Visión la última vez del “campeón” frente a la pantalla.

En el mismo escenario en el que el sábado pasado le rindieron honores en vida, tres días después recibía un tributo de despedida final.

En Color Visión estuvo 25 años de su vida marcada por el esfuerzo personal y la solidaridad humana. Los que no pudieron ir en persona al canal lo hicieron a través de la pantalla chica.

Otros optaron por decirle adiós a su paso por las calles. Muchos, incluso, llegaron hasta la misma “Puerta del Cielo” (el cementerio donde ahora descansa). El presidente Leonel Fernández fue uno de los que lo acompañaron en el campo santo.

El mandatario calificó a Corporán de los Santos como un gran dominicano y dijo que sintió gran regocijo al ver tantas personas a lo largo de la autopista Duarte cargando banderas dominicanas, “lo que destaca que hoy hemos venido a despedir un gran dominicano”.

Corporán, despedido por su pueblo
Así lo hubiese querido en vida, Rafael Corporán de los Santos, que el pueblo se acercara a él y le manifestara sus sentimientos.

De esa misma manera llegó la gente y lloró ante su féretro donde yacía el cuerpo de uno de los hombres más grandes de la radio y de la televisión dominicana.

En el estudio B de Color Visión, el mismo que el sábado pasado fuera bautizado con su nombre, se le rindió ayer otro homenaje al “Campeón de la Televisión”.

Durante dos horas, personas de todos los sectores de la sociedad llegaron al canal a darle el último adiós a Corporán.

Edilenia Tactuk, su fiel amiga, se encargó de producir el espacio que muy bien condujeron Iván Ruiz y Domingo Bautista.

Allí lo recibieron sus compañeros de los sábados, técnicos como el conocido Isidro; maquillistas, como su amiga Martha, gerentes y gente muy cercana que cada sábado durante 25 años, compartieron con Corporán los mejores años de su vida.

Sus hijos, evidentemente afectados, no podían evitar el llanto y la tristeza de ver a su padre en el mismo estudio en donde tantas veces lo vieron reír, gozar y divertir a la gente.

Igual a como eran sus ocurrencias -sin invitaciónllegó un joven con una guitarra y le cantó “Cuando un amigo se va” y “Paz en la tormenta”, temas que acompañó el coro de los presentes en el canal.

A seguidas la gente de distintos barrios de la capital y diferentes lugares del país comenzó a pasar frente al ataúd y a manifestar su tristeza.

Tres señoras se pararon frente al féretro mientras una de ellas cantaba, otra lloraba: “¡Ay! ¡ay Corpo! ¿A quien voy a ver los sábados?”.

“Nos dejaste desamparadas”. “¡Ay Corpo! ¿Por qué te fuiste?”. Lloraban desconsoladas.

Reacciones
De igual manera otra mujer mayor llegó agradeciendo la casa que Corporán le había regalado en el sector de Guachupita, en tanto que otra recordaba las bicicletas que les regaló a sus hijos y toda la ayuda que recibió para su familia. ¡Ay Corporán, tú que me decías que mis hijos eran tus hijos y nunca nos desamparaste!”.

Y así fueron pasando las personas de estrato humilde, con las que siempre le gustaba compartir, demostrando así, que nunca se apartó de sus orígenes.

Así por eso llegó “Chachón” llorando a su “papá” y queriendo solo tocar el cuerpo de El Viejo Corpo que yacía quieto. “Ay mi papá!”. “Déjenmelo tocar… solo quiero tocarlo”, gritaba.

“Chachón” era una de esas tantas personas que Corporán protegía y que como “perro fiel” nunca se apartaron del comunicador.

Pero tampoco faltaron los que fueron a orarle y así lo hizo quien fuera su buen amigo “El Padre de las Cañadas” como llamaba Corpo al padre Rogelio Cruz.

Niños
Durante el desfile de personas también se integraron los niños y dos niños “limpiabotas” dejaron saber el ejemplo que le dejó la vida que tuvo Rafael Corporán.

“Corporán es mi mejor ejemplo. Sé que como él, yo puedo llegar a ser grande y servirle a mi pueblo. Siempre venía los sábados a mostrarle los pasitos de baile que aprendía y él era mi amigo que siempre me recibía con el mismo amor”, dijo uno de los niños.

Durante el acto se fueron transmitiendo memorables momentos de los tantos que tuvo Coporán en su programa, como cuando envolvió a Johnny Ventura en un regalo para obsequiárselo al cantante Basilio.

LA DESPEDIDA
Personalidades y gente del pueblo fue a los estudios de Color Visión para darle el último adiós a Corporán. En la primera imagen, mujeres que no aguantaron el llanto, al igual que Ada Guzmán (la siguiente foto). Un momento emotivo fue cuando dos niños, limpiabotas, se aparecieron en Color Visión y uno de ellos llamó la atención porque dijo que Corporán era su mejor ejemplo a seguir. La conducción de la transmisión televisiva estuvo a cargo de Domingo Bautista y de Iván Ruiz, quienes desempeñaron un buen rol en la producción.

Le lanzaron flores desde los puentes
Cada vez que muere una figura que el pueblo ha hecho suyas las muestras de afecto son algo espontáneo. Eso es lo que pasó ayer durante el trayecto del féretro con los restos mortales de Rafael Corporán hasta el cementerio Puerta del Cielo.

Y es que, después de tantos años de cara al público y con esa personalidad cercana y solidaria que tenía Corporán, la gente lo hizo parte de su vida.

La gente salió de sus lugares de trabajo o de sus hogares y agrupados miraban pasar con respeto el cortejo, mientras otros aplaudían al hombre que durante varias décadas fue una mano amiga del necesitado, primero desde la radio, y luego desde la televisión con su programa semanal “Sábado de Corporán”.

En el panegírico, Cristian Corporán, hija del “Viejo Corpo”, resaltaba que a los momentos de dificultad no se mandan invitaciones, pero que las personas se lanzaron a las calles sin haberlas tenido que llamar.

“En el camino veíamos muestras de solidadaridad, de amor, de aprecio del pueblo dominicano”, dijo Cristian en un sepelio al que asistieron, el presidente de la República, Leonel Fernández, y el merenguero Johnny Ventura, entre otras personalidades del arte y la política, como Marino Vinicio Castillo, y figuras de la vida social el Dr, Cruz Jiminián.

El cortejo, que salió desde las instalaciones de Color Visión, canal 9, recibió, además de los mencionados aplausos, arrojaban otras cosas a su “amigo” de la televisión.

“En tiempos antiguos, cuando llegaban esos guerreros a sus lugares donde habitaban, el pueblo los recibía y les lanzaba flores. A mi padre hoy le lanzaban flores”, Luego de las palabras de Cristian, sonó el emotivo clarín de una despedida que fue bendecida por el padre Roberto Solano García.

El presidente Fernández calificó a Rafael Corporán de los Santos como un gran dominicano al cual admiró siempre, al acudir al cementerio.

El mandatario dijo que sintió gran regocijo al ver tantas personas a lo largo de la autopista Duarte cargando banderas dominicanas, “lo que destaca que hoy hemos venido a despedir un gran dominicano”.

Con cierta tristeza, el jefe del Estado indicó que Corporán fue un gran padre, gran hermano, un gran miembro de su familia, pero una persona que logró conectar emocionalmente con importantes sectores de la vida nacional, a través de los medios de comunicación.

Agregó que Corporán fue un hombre que desde muy abajo supo interpretar lo que es la esencia de la psicología del pueblo dominicano, “de manera que hay una grandeza en esta figura que es un patrimonio cultural y comunicacional de la República Dominicana” Destacó que el fenecido productor de televisión tenía una capacidad natural para comunicar y conectarse con todas las personas sin importar su estrato social.

Al sepelio acudió también una gran cantidad de personalidades que recibieron de su apoyo a lo largo de 25 años de programa.

Honores en Ayuntamiento
Los restos del productor de televisión Rafael Corporán de los Santos fueron llevados al Ayuntamiento del Distrito Nacional, donde se le rindieron los honores correspondientes como exsíndico del Distrito Nacional en el período 1990-1994.

Cánticos, aplausos y consignas ¡Corporán sigue!, ¡Corporán vive!, rodeaban el ambiente en el que también se destacó la banda de música de los bomberos.

En el vestíbulo del Palacio Municipal, el alcalde Roberto Salcedo compartió la guardia de honor con los familiares del exsíndico y con los regidores de las distintas bancadas y destacó, tras los honores póstumos, la solidaridad hacia los sectores más desfavorecidos como el mejor legado y enseñanza que nos dejara Corporán.

Salcedo dijo que lo recibía como uno de los hijos meritorios, porque manejó el cabildo con respeto y honestidad, caracterizado por su solidaridad, por lo que siempre será recordado por los dominicanos.

El merenguero Johnny Ventura, quien se encontraba de viaje, hizo acto de presencia en la solemne actividad.

Acongojado formó parte del cortejo fúnebre que escoltó casi a las 11:30 la mañana .

La familia decidió no exponer los restos en el Palacio de Bellas Artes, sino llevarlos a Color Visión, canal donde por 25 años produjo el programa “Sábado de Corporán”.

Su hija, Cristian Corporán, dijo que ese era el lugar adecuado para llevar a su padre, ya que ahí pasó los últimos años de su vida.