Dominicano condenado a 40 años por asesinar compatriota en ajuste cuentas por drogas

0
132

José Francisco Sosa Reyes (La Pulga) de 24 años de edad, se declaró culpable en diciembre del 2011 por el homicidio de Robert de Jesús Vargas de 38, al que según los fiscales, asesinó a sangre fría y al estilo ejecución en una calle próxima al Parque Central de la ciudad de York en Pensilvania.

Por Miguel Cruz Tejada

NUEVA YORK._ Un dominicano con estatus de indocumentado en los Estados Unidos y que había sido deportado dos veces por diferentes crímenes, logrando reentrar al país, fue sentenciado a 40 años en la cárcel por el asesinato de un compatriota el 9 de  enero del 2010. El crimen fue un ajuste de cuentas por un “tumbe” que la víctima le había dado al matador, dijo la Fiscal Adjunta en la corte.

Sosa Reyes, actuó en el crimen con complicidad con el también dominicano Kenel García Cruz, quien transportó en un vehículo al matador a la escena del crimen, luego de haber ubicado a la víctima. Vargas fue ultimado en las esquinas de las calles Prospect y Girard, el 9 de enero del 2010.

“La Pulga” lo impactó con ocho balazos, mientras estaba sentado en su vehículo. La Fiscal Adjunta Karen Comery, pidió al juez Michael E. Bortner la pena máxima contra Sosa Reyes, pero el magistrado le dio opción a salir en 20 años y luego de cumplir esa sentencia, será deportado por tercera vez a la República Dominicana.

El asesino negoció con los fiscales una declaratoria de culpabilidad por asesinato en tercer grado. Los cargos originales eran de asesinato en primer grado, por lo que pudo haber sido sentenciado hasta 50 años o cadena perpetua.

La fiscal reclamó la pena máxima, alegando que Sosa Reyes había sido arrestado en nueve ocasiones anteriores por distintos crímenes y se le dio libertad condicional tras 20 meses en la cárcel por un caso no relacionado con el asesinato de Vargas, pero huyó del estado.

La policía montó una cacería contra el matador, represándolo luego que lograra reentrar ilegalmente a Estados Unidos, tras dos deportaciones en seis años. “El (Sosa Reyes), nunca ha tenido un trabajo legal y no ha sido un miembro productivo de la sociedad”, añadió la funcionaria judicial ante el juez.

El abogado de “La Pulga” Josué Neiderhiser cuestionó el testimonio del testigo estrella de la fiscalía, señalando que Cruz García, es un delincuente que ha estado varias veces en prisión, por lo que no tiene ninguna credibilidad. El jurista pidió una reducción de la pena a Sosa Reyes.

“El asesinato contra el señor de Jesús Vargas, fue un asesinato a sangre fría, una ejecución que no hubiera ocurrido si el acusado no hubiese metido a la víctima en una trampa”, le dijo el juez a “La Pulga” antes de cantarle la sentencia.

Poco antes de asesinar a Vargas, “La Pulga” lo llamó desde su celular para decir que quería hablarle y lo citó en las referidas esquinas, donde inmediatamente lo avistó, comenzó a dispararle.

La fiscal explicó al tribunal que el asesinato fue cometido por Sosa Reyes, por un negocio fallido de drogas entre el condenado y la víctima.  “A Vargas, Sosa le entregó dinero para que comprara drogas en Nueva York, pero regresó a Pensilvania sin las drogas ni el dinero”, añadió la representante del Ministerio Público.

“Es decir que se trató de un ajuste de cuenta por un tumbe, en lenguaje de los dominicanos”, expresó la fiscal.  “La Pulga”, hablando a través de un intérprete relató que atrajo a Vargas al lugar del asesinato y la víctima sabía que “nosotros” íbamos a matarlo.

Cruz de 19 años de edad, también fue condenado por estar implicado en el crimen por haber manejado el vehículo en el que se transportaron y que quemaron posteriormente para tratar de borrar la evidencia.

La fiscal sostuvo que las investigaciones demostraron que “La Pulga” fue el homicida y que otra persona también involucrada en el crimen, no ha sido capturada todavía. El detective de homicidios Jeff Spence que estuvo presente en la audiencia dijo que la policía sigue creyendo que Sosa Reyes es el asesino de Vargas y exámenes peritales lo confirmaron.

Se dijo que García Cruz se mostró dispuesto a testificar contra “La Pulga” y señalarlo en la corte como el pistolero que hizo los ocho disparos.  El abogado del sentenciado adelantó que presentará una moción para que el juez reconsidere la pena.

“La Pulga” tiene además una orden de arresto de la policía migratoria.