La dominicana Francheska se niega a hablar de incidente que la dejó sin piernas

0
69

Aunque es consciente de que el caso por violencia doméstica no podrá continuar si no habla, la joven a la que le amputaron las piernas tras ser atropellada por su expareja, Francheska Duarte Jiménez, no quiere ni “mencionar el tema” de lo ocurrido.

“Ella no quiere hablar con nadie hasta ahora. Ella no quiere mencionar el tema”, confesó esta mañana la madre de la joven de 19 años, Saira Jiménez Rijos, a Radio Isla.

De paso, mencionó que su hija se encuentra ingresada en un centro de terapias. No quiso dar detalles de dónde es. Sin embargo, dijo que allí la atienden tanto física como mentalmente.

“Está recibiendo terapias, haciendo ejercicios. Esto todo es un proceso, es un proceso largo”, sentenció.

Dijo que podría pasar un año antes de que se le pongan prótesis a Duarte Jiménez, ya que tiene que sanar completamente.

Pese a su situación, la joven se encuentra de buen ánimo, dijo su madre.

Duarte Jiménez presuntamente fue arrollada en diciembre pasado por el padre de su hija, Jorge Ramos Rodríguez, de 22 años. Alegadamente, la impactó con su vehículo, pillándola contra otra guagua estacionada en la calle Principal de Barrio Obrero, Santurce.