Condecoran a 13 oficiales superiores y 240 alistados

0
88

Santo Domingo.-La Marina de Guerra condecoró ayer con la “Orden del Mérito Naval” a un grupo de generales, almirantes, oficiales superiores, subalternos y alistados de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional, todos autorizados por el presidente Leonel Fernández mediante los decretos 738-11 y 739-11, tramitado a través del Ministerio de las Fuerzas Armadas.

Los condecorados son el vicealmirante Sigfrido Pared Pérez, ex ministro de las Fuerzas Armadas; los mayores generales Carlos Rivera Portes, viceministro de las Fuerzas Armadas por el Ejército Nacional; Pedro Cáceres Chestaro, jefe de Estado Mayor del Ejército, y Héctor Medina y Medina, jefe del Cuerpo de Ayudantes Militares del Presidente de la República.

También están los mayores generales Gilberto Delgado Valdez, jefe de Estado Mayor de la Fuerza Aérea Dominicana; Juan Campusano López, director de la ARS-FFAA; César Nicolás Castaing Jiménez, del Ejército; José Armando Polanco Gómez, jefe de la Policía Nacional, y Rolando Rosado Mateo, presidente de la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD).

Asimismo, fueron distinguidos, el mayor general José Aníbal Sanz Jiminián, director de Autoridad Metropolitana de Transporte (Amet); los contralmirantes Edwin Rafael Dominici Rosario, subjefe de Estado Mayor de la Marina de Guerra; Nadil Ricardo Almonte Alonzo, inspector general de la Marina, y el general de Brigada Francisco José Gil Ramírez, comandante del Comando Conjunto Norte de las Fuerzas Armadas.

Además, fueron condecorados 240 miembros de la Marina de Guerra, entre ellos alistados y subalternos, por su servicio distinguido dentro de la institución.

El Jefe de la Marina de Guerra, vicealmirante Nicolás Cabrera Arias, señaló en su discurso que las condecoraciones fueron recomendadas en consonancia con lo establecido en el artículo 29 de la Ley número 3880, del 1954, que crea la Orden del Mérito Naval, para ser otorgada a los miembros de las Fuerzas Armadas que demuestren ser idóneos y que sus actuaciones hayan sido de especial significación y trascendencia, en el ejercicio de su carrera militar; también cuando los méritos adquiridos los hagan dignos de tan alta distinción. Cabrera Arias exhortó a los miembros de los cuerpos castrenses y policiales a seguir el ejemplo de aquellos hombres y mujeres de uniforme que han honrado a esas instituciones, para el bien de la Patria.