Permite el valor y la prudencia, escuchar, aún al mentiroso y traidor

0
7

EL VALOR es la condición que permite afrontar los desafíos, los retos, con paciencia y serenidad: el ruin da la puñalada trapera, tira la piedra a traición y esconde la mano, mientras que la fortaleza de carácter permite confiar y esperar el resultado positivo de la respuesta inteligente, sin lances imprudentes, tanto en la lucha física como intelectual.

Por Sucre Vásquez

Permite el valor y la prudencia, escuchar, aún al mentiroso y traidor, para reconocer el alcance de su entramado, y trabajar, con firmeza, en la aplicación de la estrategia. Nada como la constancia de ánimo y la persistencia.

La verdad siempre es la fuerza que hace, al final, que uno sea invencible y permanente: pueden inventar toda suerte de artimañas, humillaciones y amenazas, pero la luz rompe la oscuridad de la mentira. Visten trajes de ostentación o de sátrapas y sin embargo quedan arrollados cuando se desvanece, ante el aluvión de agua cristalina, el barro deshonroso de que están formados.
La naturaleza está pensada, programada, para arrancar al débil ( del sufrimiento terrenal ) y exaltar al fuerte, al valiente, prudente, que lleva como escudo la razón matemática, que rige tanto la disposición de una flor como el movimiento de las estrellas.

Los superficiales viven del oropel, palabras vanas, figuraciones y falsa representación, en cambio la naturaleza pensante es huraña, laboriosa, creativa y puede ver la luz en los misterios de la ciencia y el entendimiento. Esa visión trasciende los títulos y las imágenes maquilladas, es la fuerza del agua en movimiento. del viento y el poder generador de la fotosíntesis de la vida.

Esa condición, característica permite el valor, la serenidad, para esperar paciente el desenlace de los desafíos que operan interna y externamente en el camino de la vigencia y la permanencia en los estratos superiores de la vida terrenal y en la dimensión en que se mueve el pensamiento y el Verbo. Tiempo. calor y movimiento disipan el carbón que cubre la resplandeciente luz del diamante, así se impone el valor para romper los miedos que paralizan y el espejismo que da apariencia de invencible al némesis que se arma, se cobija, con los falsos valores de la mentira y el oportunismo.

 

*El autor es periodista y lo puedes seguir en su blog http://sucrevasquez.wordpress.com