www.diasporadominicana.com

Homenaje a Maria De la Rosa: mi madre

Mi madre emprendió su viaje al mundo invisible recientemente. En tan triste circunstancia viajé hasta la República Dominicana para despedirla.

Por: Antonio Nelson Soto

Puerto Rico.-Estando toda la familia reunida en torno al féretro, observé a mi madre por última vez, fría, pero bella como siempre fue.

Contemplé su pelo blanco y recordé la sonrisa que adornó siempre su rostro. Le habían puesto las manos juntas en posición de sujetar algo. Sus dedos unidos formaban un hueco en el centro. Tomé un lirio, de los muchos que habían en los ramos y coronas que adornaban la sala funeraria. Coloqué la flor en sus manos, tratando de llenar el hueco. Con ese gesto satisfice mi necesidad de llenar el espacio de sus manos.http://diasporadominicana.com/wp-includes/js/tinymce/plugins/wordpress/img/trans.gif

Pensé que como toda mujer, se sentiría adornada, además, el lirio serviría de ofrenda al ser recibida en el mundo espiritual.

A los pocos días de regresar a Puerto Rico recibí, de mi hermana Norma Aidee Cruz, una fotografía de mi madre, la puse en una mesa y compré flores amarillas (su color favorito), las cuales coloqué como un sencillo homenaje a su memoria.

Luego de varios días las flores se marchitaron, por lo que me propuse reemplazarlas con otras nuevas. Saqué las flores marchitas y secas del florero, las doblé, las eché en una bolsa, la amarré y las tiré a la basura.

Cuál no sería mi sorpresa? cuando al regresar a la casa, luego de descartar la bolsa con las flores marchitas, encuentro un tallo con su flor amarilla agarrada de la puerta de metal que da a la marquesina. Allí estaba esta única flor todavía fresca

Al verla sonreí, recordando el momento en que coloqué el lirio en las manos de mi madre en su lecho funerario.  Tomé el tallo con su flor amarilla, y volví a colocarlo en el florero.

En ese momento sentí a mi madre más cerca que nunca con la seguridad de que sólo nos separa una dimensión.

Compré flores nuevas para acompañar a la solitaria flor. Qué bueno es saber: que con la muerte no se acaba la vida! Gracias mamá!.

(4 de mayo de 2011. San Juan, Puerto Rico)

URL: http://diasporadominicana.com/?p=2071

Escrito por en Nov 1 2011. Archivado bajo Dominicanos de la DIASPORA, Multimedia, Puerto Rico. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por el RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o un trackback a esta entrada

1 Comentario por “Homenaje a Maria De la Rosa: mi madre”

  1. bori6877

    Se cosecha lo que se siembra. Descanse en paz tu santa madre.

Deja un comentario

Galería de fotos

120x600 ad code [Inner pages]
Primer Periódico Digital Dominicano en Puerto Rico y Primero con noticias de la Diáspora Dominicana en el Mundo (Derechos Reservados)
Designed by Gabfire themes