www.diasporadominicana.com

Donde Dios no puso, no puede haber

En la comunidad donde me crié, escuché durante mucho tiempo la frase: “Donde Dios no puso, no puede haber”, casi siempre se referían los mayores a ese tipo de gente que por más veces que le pasan las cosas en la vida, vuelven a cometer el mismo error, una y otra vez.

Al parecer este es el síndrome del que padece el candidato de la oposición en la presente contienda electoral. Acontece que el hombre denota un estado de agresividad permanente que no ha podido controlar pese a los esfuerzos de sus asesores para que actué con asertividad, lo cual resulta imposible pues le asalta la naturaleza del alacrán, que consiste en picar aunque con ello, no solo perezca su víctima, sino el mismo.

Es lo que ocurre cuando se despacha de manera descompuesta, ante la pregunta de cuando se reunirá con Miguel Vargas. O cuando asegura que le gana a Danilo hasta a las trompadas.

Su estado de agresividad y ansiedad es tan grave que, ante la pregunta de una joven de si gobernaría con el mismo equipo integrado por fichas como Pepe Goico o los del Plan Renove, respondió enfadado y fuera de si: “Pregúntale a este gobierno, porque yo los metí presos y ellos los soltaron”, es decir, su estado de ira, no le permitió analizar que estaba afirmando que una parte de quienes le acompañan son corruptos.

Es evidente que el candidato del apodo no está en condiciones para ocupar la posición a la que se le ha postulado, pues un país no merece ser conducido por una persona con ese alto nivel de desparpajo e intolerancia, más aún, si tomamos en cuenta que el entorno internacional escomplicado y requiere de la prudencia de la que este adolece y peor resulta si vemos los antecedentes de las ejecutorias altamente perjudiciales para la mayoría de la población de su pasado ejercicio presidencial.

Imagínese cuál sería la situación de nuestro país con un presidente de la Republica que ha sido capaz de acusar a los principales organismos multilaterales de crédito de estar confabulados con el gobernante de turno.

Habría que ver qué le espera a la economía de un país, con un gobernante, capaz de llamar a la gente a violar la ley,  al invitarle a no pagar las deudas contraídas con una institución bancaria como el Banco Agrícola.  No por jotalape, como dice el líder del más escuchado programa radial del país, pero, ¿se imagina usted de nuevo en el gobierno a un hombre en cuya presidencia aconteció la mayor quiebra bancaria del país, y donde el único banco que se le salvó, él está pidiendo que sea destruido?

Por suerte, este pueblo inteligente y con vocación de progreso ha depositado sus esperanzas en Danilo Medina, un hombre al que le sobra asertividad, expresada en su comportamiento comunicacional maduro, que no agrede, que manifiesta sus convicciones   de  una forma  consciente, congruente, clara, directa y equilibrada, cuya finalidad es comunicar sus ideas y sentimientos ,  sin  herir o perjudicar, actuando desde un estado interior de autoconfianza, que traspasa a la población, construyendo a su alrededor un liderazgo efectivo y proactivo.

Francisco Luciano,  autor es catedrático universitario y dirigente del PTD | Perspectiva Ciudadana

URL: http://diasporadominicana.com/?p=1888

Escrito por en Oct 28 2011. Archivado bajo Multimedia, Opinión. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por el RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o un trackback a esta entrada

Deja un comentario

Galería de fotos

120x600 ad code [Inner pages]
Primer Periódico Digital Dominicano en Puerto Rico y Primero con noticias de la Diáspora Dominicana en el Mundo (Derechos Reservados)
Designed by Gabfire themes